Slide Ser Tilateño es #NuestroEthosElAmor observar y escuchar
sin juzgar.
Slide Ser Tilateño es #NuestroEthosElAmor conversar para abordar las diferencias. Slide Ser Tilateño es #NuestroEthosElAmor afrontar las circunstancias que se presentan. Slide Ser Tilateño es #NuestroEthosElAmor entender y atender necesidades, es crear condiciones.

NUESTRO PROYECTO EDUCATIVO

El Proyecto Educativo Institucional (PEI) del Colegio Tilatá es un proyecto cultural con sentido histórico y, aunque parte de una visión y una misión claras, es dinámico y se enriquece permanentemente con la participación de toda la comunidad educativa. Se orienta a la formación integral de personas autónomas que puedan convivir de manera ética y democrática y que se comprometan con la transformación del entorno. Para lograrlo, parte de reconocer el enorme potencial que tenemos todos los seres humanos para amar, aprender y elegir con autonomía y en la importancia que tiene orientar toda la práctica pedagógica hacia el desarrollo de ese potencial.

MANUAL DE CONVIVENCIA

VALORES

Amor

En Tilatá trabajamos una pedagogía en y para el amor. Teniendo en cuenta que nadie ama lo que no conoce, el punto de partida de esta pedagogía es el conocimiento profundo de sí mismo y de los demás y exige una disposición sincera para escuchar y observar. Esta observación genera comprensión, empatía y saber qué hacer y qué no hacer para que las necesidades propias y las de los demás sean atendidas con autenticidad. Teniendo en cuenta que las necesidades no siempre coinciden con los gustos, reconocemos que el amor puede generar frustración medida.

La pedagogía en y para el amor exige erradicar el miedo como motivador, crear límites, reconocerlos y respetarlos. El amor se basa en la confianza, alimenta y permite volar, cuida sin sobreproteger y exige sin maltratar.

El amor también significa cuidado. Cuidamos aquello que amamos y viceversa: al cuidar lo que somos y lo que nos rodea, aprendemos a amar y podemos reconocer el ser bondadoso que hay en cada cual. Así empezamos a celebrar las diferencias, la inclusión, la vida en cada una de sus manifestaciones y aprendemos a agradecer y a valorar, a perdonar y a reparar.

Sabiduría

La sabiduría nos permite reconocer nuestra voz interior y tener la sensibilidad que les permita a las voces de los otros resonar en nosotros. Gracias a que estamos motivados por este ideal, podemos aprender de la experiencia, reconocer que no se tienen todas las respuestas y valorar el error como una parte importante de las exploraciones que hacemos para construir una vida plena de sentido.

La búsqueda de la sabiduría nos convierte en personas comprometidas, con convicciones que han sido cuestionadas y que nos permiten ser cada vez más coherentes en lo que sentimos, decimos, pensamos y en la forma como actuamos. Es decir, en la manera como vivimos. Trascendemos el aprendizaje puramente intelectual y logramos armonía, integridad, integralidad y equilibrio.

Libertad

Una educación para la libertad, nos impulsa a crecer en niveles de conciencia, a hacernos cargo de nuestras decisiones y a desarrollar la capacidad para elegir. De esta manera, aprendemos a transformar aquello que puede ser transformado y aceptar aquello que no nos es posible cambiar.

La libertad exige interdependencia; es decir, nuestro bienestar y el de nuestra comunidad están íntimamente ligados, y todo lo que hacemos u omitimos, tiene repercusiones en nosotros mismos y en el mundo que habitamos. Solamente cuando somos conscientes de esto podremos alcanzar la libertad.

La educación en Tilatá, entendida como formación, se enmarca en el desarrollo armónico e integral de las dimensiones socio-emocional, intelectual, estética, corporal, ética y espiritual, de tal manera que se potencie la autonomía. Sabemos que esto, a su vez, permite la construcción de proyectos de vida plenos de sentido. La autonomía implica incrementar niveles de conciencia, para lo cual es necesario “darse cuenta” del momento presente y del lugar que ocupa cuando toma decisiones; desarrollar criterio, que es la capacidad para discernir lo que es correcto; fortalecer la disciplina, entendida como un hábito que permite elegir de manera responsable, anticipando y asumiendo las decisiones; y a establecer relaciones de interdependencia.

Creemos que, si vivimos en el amor, entendido como esa fuerza interior que nos motiva a transformar positivamente todo lo que nos rodea, la ética fluye naturalmente. Es decir, que, gracias al amor, la justicia, la honestidad y el respeto, hacen parte esencial de nuestra vida y de nuestras convicciones. Así, la pedagogía del amor es el punto de partida para la formación ética, que incluye aspectos cognitivos, desarrollo del carácter y la voluntad. La formación ética exige desarrollar el pensamiento crítico, la coherencia entre el sentir, el pensar y el actuar y desarrollar la capacidad de autorregulación y frustración medida.

El marco para la formación ética es la democracia. Una educación en y para la democracia nos permite celebrar las diferencias y los disensos; valorar la capacidad de disentir y la de ser escuchados; fomentar la igualdad de oportunidades para todos; participar de manera activa en el desarrollo de la comunidad; creer en el valor de la construcción dialogada y en la sinergia que se produce cuando las diferentes partes logran acuerdos orientados al bien común; valorar los conflictos, entender que ellos son parte inherente de la naturaleza humana, y apoyar la resolución pacífica de los mismos; y saber que es nuestra responsabilidad buscar formas de construcción a partir de ellos.

La educación en Tilatá se basa en mantener un balance entre desarrollar las competencias necesarias para ser exitosos en el mundo globalizado y tener la fuerza para transformar aquellas prácticas culturales que van en detrimento de la calidad de vida como el deterioro del medio ambiente, la desigualdad social y la sociedad de consumo. Para ello, formamos estudiantes que tengan proyectos de vida orientados al crecimiento permanente de sí mismos y de su comunidad.

ATRIBUTOS TILATÁ

AMOROSOS

AMOROSOS

Demostramos un genuino interés por reconocer, respetar y cuidar de nosotros mismos y de quienes nos rodean. Damos siempre lo mejor de nosotros mismos, reconocemos nuestras fortalezas y las ponemos al servicio de la comunidad. Nos relacionamos y comunicamos con otros de manera respetuosa y en nuestra capacidad de conversar privilegiamos la escucha y la comunicación asertiva. Valoramos y agradecemos lo que somos y lo que recibimos. Aprendemos a perdonar las relaciones y situaciones que nos han generado dolor y estamos dispuestos a restaurar aquello que se haya visto afectado por nuestras decisiones. Nos mueve el deseo genuino de que nuestras decisiones sean constructivas y estén orientadas al crecimiento propio y de quienes nos rodean.

DEMOCRÁTICOS

DEMOCRÁTICOS

Reconocemos     las diferencias, aceptamos los disensos y celebramos los consensos. Privilegiamos la participación de todos y la expresión libre de ideas. Apoyamos la igualdad de oportunidades. Entendemos que es responsabilidad de todos participar de manera activa en el desarrollo de la comunidad. Creemos en la construcción dialogada y en el diseño colaborativo de escenarios posibles orientados al bien común. Valoramos los conflictos como oportunidades de crecimiento y aprendizaje, apoyamos el manejo pacífico de los mismos y entendemos que ellos son parte inherente de la naturaleza humana. Reconocemos a quien opina diferente como contradictor y no como enemigo.

FELICES

FELICES

Entendemos la felicidad como una fortaleza interior que nos permite, como el bambú, mantenernos en pie cuando vivimos momentos difíciles y disfrutar con sencillez los momentos de alegría. Valoramos lo que somos y tenemos, nos sentimos reconocidos y siempre trabajamos para lograr nuestra mejor versión. Entendemos que la vida de cada uno tiene un sentido, la vivimos con pasión y nos sentimos plenos al hacerlo. Disfrutamos tanto del camino como del resultado, aun cuando este último no cumpla con las expectativas originales.

CONSCIENTES

CONSCIENTES

Trabajamos para estar en conciencia plena, es decir, para estar atentos en el presente, desarrollando la capacidad de observar sin juzgar. Nos damos cuenta de las motivaciones que nos llevan a elegir, de las emociones y los pensamientos que tenemos y del lugar que ocupamos en las diferentes situaciones. Reflexionamos y aprendemos en cada situación y convertimos el aprendizaje en parte esencial de nuestra vida de tal manera que en ella se armonizan nuestra forma de pensar, de sentir y de actuar. Reconocemos la dimensión trascendente del ser humano y que el sentido de vida está relacionado con lo que somos, más allá de lo que hacemos, sabemos o tenemos. Nos reconocemos como un elemento del ecosistema, reconocemos nuestra responsabilidad con él y emprendemos acciones concretas para la sostenibilidad social y ambiental del mismo.

PENSADORES CRÍTICOS Y CREATIVOS

PENSADORES CRÍTICOS Y CREATIVOS

Somos reflexivos, analíticos y rigurosos. Privilegiamos aquel pensamiento que es creativo, disruptivo, escéptico, curioso, capaz de asombrarse y abierto a encontrar nuevas alternativas. Somos críticos, ponemos en duda nuestras certezas y avanzamos cuando sabemos que ellas son fruto de un análisis que ha tenido en cuenta distintas perspectivas que van más allá de lo evidente. Somos conscientes de nuestra forma de pensar y aprender y exploramos nuevas formas de acceder al aprendizaje.

ATRIBUTOS IB

El Colegio Tilatá es miembro de la Organización del Bachillerato Internacional, al ser autorizado desde agosto de 2012 para ofrecer el Programa de Escuela Primaria (PEP). En el 2015 tuvimos la autorización para ofrecer el Programa de Años Intermedios y en la actualidad hemos sido reconocidos como colegio autorizado del Programa del Diploma.

Dentro del marco de la Propuesta Educativa del Colegio Tilatá y acogiendo los lineamientos generales del Bachillerato Internacional reconocemos, valoramos y promovemos en cada uno de sus estudiantes la formación de una mentalidad internacional que les permita ser conscientes de la condición que los une como seres humanos, de la responsabilidad que comparten de velar por el planeta y que los empodera para que contribuyan a crear un mundo mejor y más pacífico.

Como miembros de la comunidad de aprendizaje del IB, nos esforzamos por ser:

INDAGADORES

INDAGADORES

Cultivamos nuestra curiosidad, a la vez que desarrollamos habilidades para la indagación y la investigación. Sabemos cómo aprender de manera autónoma y junto con otros. Aprendemos con entusiasmo y mantenemos estas ansias de aprender durante toda la vida.

ÍNTEGROS

ÍNTEGROS

Actuamos con integridad y honradez, con un profundo sentido de la equidad, la justicia y el respeto por la dignidad y los derechos de las personas en todo el mundo. Asumimos la responsabilidad de nuestros propios actos y sus consecuencias. Desarrollamos una apreciación crítica de nuestras propias culturas e historias personales, así como de los valores y tradiciones de los demás. Buscamos y consideramos distintos puntos de vista y estamos dispuestos a aprender de la experiencia.

INFORMADOS E INSTRUIDOS

INFORMADOS E INSTRUIDOS

Desarrollamos y usamos nuestra comprensión conceptual mediante la exploración del conocimiento en una variedad de disciplinas. Nos comprometemos con ideas y cuestiones de importancia local y mundial.

PENSADORES

PENSADORES

Utilizamos habilidades de pensamiento crítico y creativo para analizar y proceder de manera responsable ante problemas complejos. Actuamos por propia iniciativa al tomar decisiones razonadas y éticas.

BUENOS COMUNICADORES

BUENOS COMUNICADORES

Nos expresamos con confianza y creatividad en diversas lenguas, lenguajes y maneras. Colaboramos eficazmente, escuchando atentamente las perspectivas, otras personas y grupos.

SOLIDARIOS

SOLIDARIOS

Mostramos empatía, sensibilidad y respeto. Nos comprometemos a ayudar a los demás y actuamos con el propósito de influir positivamente en la vida de las personas y el mundo que nos rodea.

AUDACES

AUDACES

Abordamos la incertidumbre con previsión y determinación. Trabajamos de manera autónoma y colaborativa para explorar nuevas ideas y estrategias innovadoras. Mostramos ingenio y resiliencia cuando enfrentamos cambios y desafíos.

EQUILIBRADOS

EQUILIBRADOS

Entendemos la importancia del equilibrio físico, mental y emocional para lograr el bienestar propio y el de los demás. Reconocemos nuestra interdependencia con respecto a otras personas y al mundo en que vivimos.

REFLEXIVOS

REFLEXIVOS

Evaluamos detenidamente el mundo y nuestras propias ideas y experiencias. Nos esforzamos por comprender nuestras fortalezas y debilidades para, de este modo, contribuir a nuestro aprendizaje y desarrollo personal.

MENTALIDAD ABIERTA

MENTALIDAD ABIERTA

Desarrollamos una apreciación crítica de nuestras propias culturas e historias personales, así como de los valores y tradiciones de los demás. Buscamos y consideramos diferentes puntos de vista y estamos dispuestos a aprender de la experiencia.