Mindfulness 2017-09-15T13:24:28+00:00
Inicio / Mindfulness

¿Qué es Mindfulness?

Mindfulness es la conciencia que surge al poner atención intencionalmente al momento presente y sin juicio de las experiencias que surgen momento a momento (Kabat-Zinn, 1994, 2003, Brown & Ryan, 2003), también es considerado un atributo de la conciencia que promueve el bienestar (Brown, K & Ryan, R, 2003).
Mindfulness es la energía que nos ayuda a estar completamente y de manera auténtica atentos al momento presente; esta energía es natural al ser humano, es la energía de la existencia en armonía y puede ser desarrollada a través de la práctica de diferentes ejercicios. Todo nuestro ser aquí y ahora.
Mindfulness es mantener la conciencia viva a la realidad del presente (Hanh, 1976), es un acto de amor con la vida, con la realidad y con la imaginación, con la belleza de nuestro ser, con  nuestro corazón, con nuestro cuerpo, con nuestra mente y con el mundo.

¿Cuáles son los beneficios de la práctica de mindfulness?

El resultado de una práctica constante, es la capacidad que desarrolla el practicante para poner atención a sus pensamientos y sentimientos,  sean agradables, desagradables o neutros, sin identificarse con ellos, dejando así de reaccionar y en cambio actuar. La identificación con emociones y pensamientos negativos es reemplazada en este caso por una mayor compasión hacia sí mismo y una conciencia de la experiencia fuera del juicio (Metz, S., Frank, J., Thomas, D., Cantrell, T., Sanders, R & Broderic. P, 2013).
Mindfulness nos brinda un estado de consciencia donde somos nosotros mismos quienes nos autorregulamos, entendiendo autorregulación como la habilidad para gestionar y manejar los pensamientos, emociones y comportamientos (A, Parker; J,Kupersmidt; E, Mathis;T, Scull & C, Sims, 2014).

Mindfulness nos ayuda a gestionar nuestro sufrimiento y nos aporta paz, comprensión y compasión. Nos ayuda a recuperar o perfeccionar nuestra comunicación ayudándonos a conectar con la alegría de la vida y favoreciendo la reconciliación. Nos permite estar completamente presentes aquí y ahora para disfrutar de la vida, que tiene el poder de curarnos, nutrirnos y transformarnos. Es la fuente de la alegría y la felicidad, nos ayuda a conservar la alegría interna y abordar mejor los retos que la vida nos depara. Así podremos asentar, en nuestro interior, los cimientos de la libertad, el espacio y el amor (Kornfield, J, 2012).

¿Cuáles son los beneficios de la práctica de mindfulness en la educación?

  • Mejora la “disposición para aprender”,
  • Fomenta el rendimiento académico,
  • Refuerza la atención y la concentración,
  • Reduce la ansiedad antes de los exámenes,
  • Fomenta la autorreflexión y el auto sosiego,
  • Mejora la participación en el aula favoreciendo el control de los impulsos,
  • Aporta herramientas para reducir el estrés,
  • Mejora el aprendizaje social y emocional,
  • Fomenta las conductas prosociales y las relaciones personales sanas.

Mindfulness en Tilatá

En Tilatá consideramos que los seres humanos conscientes tienen la capacidad de conocerse a sí mismos y desde ahí relacionarse con el otro y con el mundo, teniendo en cuenta el impacto que puede generar en cada relación. Un ser humano consciente es capaz de transformarse y de transformar con sus acciones el mundo que lo rodea, es coherente con lo que piensa, dice y hace; es capaz de autorregularse, de ser compasivo y empático. Un ser humano consciente tiene la capacidad de ser cada día una mejor persona, por eso en Tilatá abrimos espacio a las prácticas generadoras de conciencia como mindfulness y yoga, pues nos permiten crear la mejor versión de ti y la mejor versión del mundo.

Mindful en la respiración

¿Cuando practicarla?

Empieza realizandola por la mañana y por la noche antes de dormir o en cualquier minuto del día. Puedes empezar practicandola por un minuto hasta llegar a 20 mins.

¿Cuales son los beneficios?

  • Ayuda a que observes neutralmente, cómo te encuentras.
  • Aumenta la capacidad de sentir tu cuerpo  volviéndote más sensible a las sensaciones internas.
  • Comprendes que la observación neutral tiene el efecto de calmar nuestra inquietud mental y física.
  • Te hace responsable de hacer chequeos periódicos de un minuto de duración para observar, de forma neutral, cómo te encuentras en cada momento.
  • Vuelve voluntaria y consciente la respiración, el primer paso para la atención plena.

Respiración larga y profunda

¿Cuando practicarla?

Te recomiendo elegir un momento concreto del día para comprometerte a realizar esta práctica. Mide los 5 minutos de la práctica, fijando una alarma suave para no tener que pensar en el  transcurso del tiempo. Incrementa cinco minutos la duración de la práctica cada semana, hasta llegar a los 20 mins.

¿Cuales son los beneficios?

  • La respiración larga y profunda es el pedal del freno al estrés, y nuestra ancla (freno de mano), el lugar al que volver una y otra vez cuando los pensamientos dirigen tu atención al pasado o al futuro. La atención a la respiración trae la mente de vuelta al presente y la reúne con el cuerpo.
  • Modificas conscientemente la respiración, haciéndola más profunda, e incrementas la sensación de calma al estimular el nervio vago del sistema nervioso parasimpático, reduciendo el estrés y la hiperactividad.